David Trabal: “Los países con mayor densidad de robots tienen los menores índices de paro”

David Trabal es General Mananger en FANUC Iberia. La empresa, fundada en 1956 en Japón, se dedica a CNC o control numérico, robótica industrial y maquinaria especial. Contrario a la aplicación de impuestos a las máquinas y robots, Trabal defiende la especialización de los profesionales en la adaptación del tejido industrial a las nuevas tecnologías.

¿Qué tipo de productos ofrece FANUC?

Nuestra división principal es el CNC, un control numérico que constituye el cerebro de las máquinas. Conjuntamente también ofrecemos soluciones láser, tanto tecnología CO2 como de fibra. Nuestro segundo pilar es la robótica industrial, que actualmente es tendencia, ya que todo el mundo quiere experimentar con ella. En esta división tenemos la gama de productos más amplia del mercado. Y como tercera división, pero no menos importante, tenemos maquinaria especial o robot-machines, con cuatro productos: Robodrill, que es un centro mecanizado de alta velocidad; Robocut, una máquina de corte por electroerosión por hilo; Roboshot, que son máquinas de inyección de plástico totalmente servocontroladas y eléctricas; y Robonano, modelos de mecanizado y torneado nuevos para Europa que tienen precisión de décima nanométrica.

¿Qué novedades se han presentado en la Feria MetalMadrid?

Presentamos una solución de carga y descarga entre una máquina y un robot, con un alto nivel de integración, tal y como nos demandan nuestros clientes. Además, también hemos llevado a la feria una solución de robot colaborativo de atornillado que permite un entorno más cercano entre personal y robot. Los mayores avances en la robótica colaborativa se están dando en la posibilidad de facilitar el trabajo a los operarios. Por suerte, cada vez hay un mayor grado de concienciación en las fábricas españolas y portuguesas, y eso nos permite aportar soluciones a las dificultades que nos plantean nuestros clientes.

¿En qué punto se encuentra la integración de máquinas con robots en España?

Vamos avanzando. Hace 20 años era algo exótico y poco habitual, pero hoy en día nuestros clientes nos piden soluciones con un alto nivel de integración. Facilitamos al operario el manejo de la máquina y minimizamos el mantenimiento, que al final afecta a la productividad.

¿Existe margen para seguir investigando en esta integración máquinas/robots o se puede decir que la tecnología ha alcanzado sus cotas más altas?

Existe margen, sin lugar a duda. Estamos en continua evolución. FANUC ha entendido que es un aspecto clave en los procesos industriales y no solo en las grandes empresas, sino también en más pequeños talleres. Tenemos por delante un recorrido importante, especialmente en la integración de máquina y robot. La tendencia es que todo esté controlado desde una única unidad operativa de control que permita la integración de estas soluciones en todo tipo de industria.

¿Cómo son los robots con los que trabajan?

En FANUC estamos constantemente ampliando nuestra gama. Normalmente trabajamos con robots que pueden manipular desde medio kilo de carga máxima a una capacidad de manipulación de 2.300 kilos. Dentro de esta gama de cargas existen diferentes tipologías. La antropomórfica es la principal pero también disponemos de robots scara, que próximamente vamos a ampliar, y robots colaborativos desde los 4 a los 35 kilogramos de carga, lo que les convierte en la más amplia gama de robótica colaborativa del mercado.

¿Hasta qué punto es importante la facilidad de uso o la flexibilidad a la hora de personalizar estas máquinas?

Las herramientas que otorgamos a los fabricantes de maquinaria tienen que hacer atractivo el producto y facilitar el uso al usuario final. Hay que facilitar a nuestros clientes la posibilidad de que sean más eficientes y productivos, y más competitivos a nivel de costes, teniendo en cuenta que estamos en una industria cada vez más global, con un gran número de competidores.

¿Cuál es, a su parecer, el elemento diferenciador de su compañía?

Son dos factores principales. El primero es la fiabilidad de nuestro producto en cualquiera de nuestras divisiones, y como segundo factor encontramos el servicio, primordial para FANUC. Como dato, en Europa, cubriendo las 22 filiales que tenemos, trabajan unas 1.600 personas, de las que 800 están dedicadas al servicio al cliente.

¿Qué ventajas tiene la automatización para una empresa?

Son muchas, aunque podríamos citar principalmente la competitividad y el crecimiento. Se ha hablado mucho de la posibilidad de que la robotización y la automatización pusieran en peligro puestos de trabajo, pero hay datos que lo desmienten. Se ha demostrado que los países con mayor densidad de robots, entendido en número de robots por cada 10.000 trabajadores, son los que tienen menor índice de paro. Eso sí, será necesario una mayor especialización de los puestos de trabajo para dotar al país de un mayor índice de competitividad. Hay políticas populistas que pretenden cargar de impuestos a máquina y robots, y eso es uno de los errores más grandes que un país puede cometer. Es evidente que estas industrias se irían a otros países con una menor presión fiscal. Lo que hay que hacer es transformar los puestos de trabajo y adaptarnos a las nuevas tecnologías.

FANUC desarrolla y fabrica todos sus componentes principales internamente. ¿Qué beneficios supone esta política?

Es política de FANUC el diseñar, desarrollar, fabricar y ensamblar el 100% de nuestros productos en Japón. Esto nos aporta un control total sobre la cadena de suministros y, por otra parte, nos ofrece la posibilidad de asegurar el recambio de cualquier máquina o robot, por muy antiguo que sea. Hay muy pocos fabricantes que pueden garantizar este aspecto.

La internacionalización es una de las bases sobre las que se asienta FANUC. ¿En cuántos países están presentes?

A nivel mundial estamos presentes en 264 países a través de nuestras distintas filiales. Desde FANUC Iberia cubrimos España, Portugal, Andorra y parcialmente Marruecos.

¿Qué expectativas tienen de la feria MetalMadrid y cuáles son los planes de la compañía a corto y medio plazo?

MetalMadrid es una feria clave para la compañía. Llevamos años participando en ella porque apostamos históricamente por un trato local, ya que entendemos que es una manera de sentirnos cercanos a nuestros clientes. En 2020 vamos a inaugurar unas nuevas instalaciones en Madrid, más modernas, con showroom y salas de formación y reunión, mejorando así nuestro servicio a los clientes de la zona. Es un paso más dentro de nuestros planes de expansión por la Península.

Un comentario sobre «David Trabal: “Los países con mayor densidad de robots tienen los menores índices de paro”»

¿Podrías darnos tu opinión sobre este producto?